Boquerones con fresas

Boquerones con fresas

Sí, lo sé. Sé que más de uno cuando vea el nombre o cuando piense en la combinación se hará la pregunta: “¿Boquerones con qué…?” con un gesto de asombro en la cara. Pues con fresas!. Es un aperitivo ideal, una buena tapa casera que cualquiera puede hacer, para tomar solo o para servir si tenemos invitados. Es muy simple de hacer,rápido y sofisticado y nos hará quedar como buenos anfitriones o por lo menos como innovadores en la cocina.  Lo ideal es combinarlo con un buen vermut Izaguirre negro con su correspondiente rodaja de naranja (personalmente, me parece que casa mejor que la de limón, aunque ya sabemos que sobre gustos…). La combinación de sabores es buena, puede ser más o menos dulce, más o menos ácida, podéis hacerlo “a medida”, incluso ir alternando e ir probando hasta encontrar el punto que más os agrade. Es rápida porque no necesita cocina y se toma fría. La única previsión que debéis tener es la preparación de las fresas, que son dos minutos, ya que los boquerones, a no ser que ya tengáis hechos, es posible comprarlos ya preparados en raciones no demasiado grandes. Los encontramos en cualquier supermercado y facilita bastante la tarea, evitando tener que limpiarlos. Además, si utilizamos los boquerones ya comprados, siempre podemos tener un paquete en la nevera que nos puede aliviar un capricho o salvar de alguna visita imprevista. Os detallo cómo hacerlo:

Lavar bien las fresas y cortarlas a rodajas más o menos finas, al gusto. Sugiero que sean lo más finas posible, tipo carpaccio para que así podáis hacer más capas, aunque sin necesidad de mandolina. Estas fresas debemos ponerlas a macerar y hay varias opciones, según el gusto que le queráis dar: si las queréis más dulces, ponerles azúcar y dejarlas que saquen su jugo. También podéis hacerlo con zumo de naranja, que dará un toque un poco más ácido, pero conservando dulzor o bien con vinagre, aunque en esta última opción debéis tener en cuenta que luego se combinará con los boquerones que también están envinagrados, así que sed prudentes. Tenéis que aportar imaginación , ir probando hasta encontrar el punto exacto que más se adapte a vuestro gusto. Las fresas se dejan macerando, las podéis hacer por la mañana si vais a servir la tapa a mediodía, por ejemplo. Es suficiente con un par o tres de horas.

El siguiente paso es ya preparar la tapa: hacer una cama con las lonchas de fresas, escurriéndolas un poco para no coger todo su jugo.

Fresas

Boquerones con fresas

Encima de las fresas, poner los filetes de boquerones hasta cubrirlas. Para aliñarlo, utilizar un poco de AOVE, al que habremos añadido un poco del jugo que han soltado las fresas, como si fuera una vinagreta, y unas escamas de sal Maldon.

Tapa boquerones con fresas
Aperitivo boquerones con fresas

Boquerones en vinagre con fresas

Y servir!. Es así de simple, pero me parece sabrosa, original, muy vistosa y muy apropiada para ir abriendo boca antes de la comida. Vamos, chicos, animaos a hacerla y me explicáis qué os ha parecido.

Bon profit!!

Anuncios