Sitges Tapa a Tapa 2013

Sitges Tapa a Tapa 2013
Sitges Tapa a Tapa

Sitges Tapa a Tapa

Este fin de semana, entre el domingo y el lunes, se celebrará en Sitges, en el Hotel Melià el concurso de “Tapa de l’any”. Esta celebración, que tiene como objetivo promocionar la tapa que tanto nos gusta, estará abierta al público. Para acceder, es necesario comprar unas entradas que solo cuestan 3 €!!. Aquí las podéis adquirir.

¿Qué veremos?: Pues a 18 cocineros que presentarán sus 18 creaciones, que son las ganadoras de diferentes concursos de rutas de tapas que se han ido celebrando en Catalunya. Isma Prados y Quim Masferrer serán los maestros de ceremonias.

Este gran y reñido concurso, convivirá hasta el día 10 de Noviembre, con una ruta de tapas: 18 establecimientos apadrinarán estas 18 tapas para darnos la oportunidad de probar las finalistas! Y si has comprado las entradas, te incluye en cualquiera de los participantes de esta ruta un quinto y una tapa gratis.

Pero…¿queréis saber cuales son estas 18 tapas? Pues ahí van:

Ateneu Popular de Sitges: Pequeño volcán de hojaldre relleno con cremoso de patata y pulpo roquero

Café Bar Roy: Crujiente de queso de cabra y confit de pato sobre chutney de frutos rojos con espinacas, foie gras y reducción de malta

Cañateca Prado: Espuma de garbanzos y foie, migas ibéricas sobre huevo espumado y pan de tomillo

Casa Hidalgo: Brocheta de pulpo a la gallega con gamba de Palamós

Eguzki: Foie a la plancha caramelizado con mermelada de cebolla roja

El Cable: Tartar de atún rojo con caviares (esferificaciones de diferentes gustos y colores) en un vaso comestible de pasta filo y con una gota de vermut de la casa

Izarra: Rollo de magret relleno de foie, crema de queso, tomate caramelizao y mora, sobre milhojas

La Barata: Milhojas de brandada de bacalao con coulis de tomate

La Formatgeria de Sitges: Panellets de butifarra negra con queso fresco de Ullastell

La Guineu: Coca de recapte con escalivada

La incidencia del factor Vi: Meloso de ternera con Parmentier de patata trufada y zumo de rustidos

La Kassoleta: Milhojas de solomillo de cerdo con crujiente de jamón y salsa de tomate gorgonzola

Nieuw Amsterdam: Minirahola de cordero de la Noguera al estilo Thai

Picnic: Vieira con romesco, allioli de manzana y sal de jamón ibérico.

Pinxet: Milhojas de botifarra blanca y negra del perol con patatas rústicas  jamón ibérico gratinado con queso de cabra

Sports Bar: Saquito de papel de arroz con estofado de ternera y setas aromatizado con vermut de Reus

Taberna Guria: Bola de patata frita y rellena de cebolla, jamón y huevo de codorniz.

Xampú Xampany: Parmentier de Shiitake con pulpo de Tarragona y perlas del Serrallo.

Solo de hacer la lista nos ha entrado un hambre!!!. Os aconsejo que visitéis la guía oficial donde podréis consultar el mapa de donde se encuentra cada establecimiento y además podréis ver las fotos de estas maravillosas tapas: en este enlace, gracias a Grastronosfera que nos mantiene al día!. Ah, y también tiene APP!!

Si queréis detalles del programa del domingo podéis tenerlo en este enlace

A tapear!!!

Anuncios

Les Terrasses – Priorat.

Les Terrasses – Priorat.

En la anterior entrada de la Bodega de Baco, ya habíamos hecho mención a los hermanos Palacios, de Rafael. Hoy nos toca hablar de Alvaro y su vino “Les Terrasses”, que tomamos con el menú degustación “temps de barrets”, en Sangiovese.

Restaurante Sangiovese

Sangiovese

Bajo mi humilde punto de vista, “hacer vino” es un arte. Ciertamente que el proceso requiere de unos conocimientos y unas técnicas de índole científica que provoquen la transformación del azúcar en alcohol, con una graduación determinada y unas singulares características organolépticas ( que “palabro” mas exótico), pero el resultado siempre depende del mimo, el amor y la dedicación del artista, en este caso del bodeguero mas que del enólogo.

Según Alvaro Palacios

lo importante es la historia del viñedo, el terruño y el cuidado de las vides y sus uvas, mas que cualquier otra cosa. Que ante todo hay que ser fiel a la tierra y a sus gentes y que cualquier producto que nazca de ellas debe ser fiel a ellas”.

La lluvias, los vientos, los soles y las lunas hacen al vino. La tradición y la artesanía se imponen a la técnica y al proceso. En el fondo la filosofía de A. Palacios ha venido a coincidir con la demanda actual de “sinceridad y transparencia” que impera entre todos aquellos que hemos vivido la evolución provocada por la famosa crisis. Cada día vemos que más empresas y más personas se muestran tal como son, sin artificios ni liderazgos auto-concedidos y así son mejor aceptados por la comunidad.

Les Terrasses

Les Terrasses Alvaro Palacios

Les Terrasses es un vino autentico, hecho con garnacha y cariñena, las uvas por excelencia del Priorat, ricas en taninos y azúcares que provocan vinos rotundos y de alta graduación alcohólica, como históricamente se ha conocido a los caldos de este país.

Es un vino de “viñas viejas”, depuradas y seleccionadas. Potente, sorprende al embocarlo ya que su perfume no anuncia tanta rotundidad. No es un vino para tragar. Hay que dejarlo en la boca hasta que te empape todos los epitelios. Entonces cerrad los ojos y trasladados al Priorat, a Gratallops, a la ladera del monte donde esta el viñedo, a su intemperie, a sus noches y sus días.

En el fondo, apreciar un vino es algo tan individual y subjetivo como contemplar una obra de Joan Miró. Te puede gustar o no, pero nunca te dejará indiferente. Eso es lo que ocurre con Les Terrasses

NOTA DE CATA: LES TERRASSES “VELLES VINYES” 2011

Elaborado con uvas de viñas viejas de varias pequeñas fincas de la zona, controladas por la bodega, todas con sistemas tradicionales. 

12 meses en barricas de roble francés, 

Caracteristicas Organolepticas

Color Cereza brillante

Perfume a Frutos rojos

Equilibrado en boca, toques de fruta roja

 

Sangiovese

Sangiovese

Hace más de un año fuimos a Mataró para cambiar de escenario y a Sangiovese por casualidad, creo recordar que a través del Tenedor. Curiosamente, nunca había estado en Mataró y no pude tener mejor recibimiento, nos enamoró este restaurante y nos inscribimos a su newsletter para estar atentos a sus novedades. Nos han ido manteniendo al día, pero ha sido en esta época y aprovechando un producto de temporada, cuando hemos vuelto a probar su menú degustación Temps de Barrets, protagonizado por platos elaborados con setas.

Sangiovese nace en un local más pequeño cercano al actual hace 14 años, con una capacidad para 30-40 comensales y una cocina basada en productos italianos (que no pizzería): pastas y risottos básicamente. Pero poco a poco de forma natural fueron evolucionando hacia una cocina de mercado, con sello propio y sobre todo producto fresquísimo aprovechando su cercanía al mar. Su éxito les llevó a cambiar de local y ampliar las mesas disponibles. Hace ya 8 años que están en la calle Sant Josep, 31 de Mataró

Cartel Sangiovese Restaurante Mataro

Joan y Pepi, el matrimonio que regenta Sangiovese, tienen pasión por la hostelería. Pepi, la chef, lo vive desde siempre, su familia ya se dedicaba a la restauración, con una base de cocina tradicional  y Joan, jefe de sala y experto sumiller es el maestro de ceremonias y encargado de una completísima bodega, dirigiendo además un equipo de camareros y cocineros que les ayudan a darnos un servicio impecable con absoluta dedicación al cliente. Dos profesionales que se unen para hacer lo que les gusta y poder dar rienda suelta a su creatividad sin ningún obstáculo para compartirlo con nosotros. Como ellos mismos dicen, “…más que un negocio, es una forma de vida.” Y esta es normalmente la diferencia de muchos grandes restaurantes: la devoción en lugar de la obligación.

Carta Restaurante Sangiovese

Carta restaurante sangiovese

Esa elaborada cocina es la que nos llevó a volver a Mataró hace un par de semanas, la segunda vez que iba en mi vida, expresamente para volver a visitarlos. Dos  de dos. Dos veces he pisado esa ciudad y dos veces he visitado Sangiovese.

“Temps de barrets”  forma parte de la apuesta por el producto de temporada que el restaurante Sangiovese denomina como  “Temporada a taula” está compuesto por menús degustación, en este caso, menús otoñales alrededor de un ingrediente común en todos los platos: las setas. Formado por 10 platos y con un precio de 42,50 Euros IVA incluído (bebida aparte), puedes encontrar desde la más tradicional forma de elaboración, como a la plancha con ajo y perejil, hasta lo más sofisticado como canelones transparentes o un postre con melocotón.

Sangiovese es un local amplio, elegante y sin obstáculos que destaca su estantería de vinos separando el comedor en dos zonas y con la cocina al final de éste, a la vista.

Interior Sangiovese

Interior sangiovese restaurante Mataro

detalle bodega sangiovese restaurante mataro

vista cocina sangiovese restaurante mataro

Tiene amplias y cómodas mesas, uniformadas todas de buena tela y servicio, con un pequeño centro adornando cada una de ellas que nos recuerda que estamos en otoño, aunque el termómetro diga lo contrario. Nos reciben, confirmando la reserva y nos acompañan a la nuestra.

Centro mesa otoñal 

centro mesa otono sangiovese restaurante

Teníamos claro que íbamos a tomar el Menú degustación, así que no tardamos en pedir,  la única elección era el vino por el que debíamos decidirnos entre una oferta amplísima. Vimos que tenían una de las últimas recomendaciones que nos habían hecho y enseguida decidimos que sería el elegido para acompañar la cena: Les Terrasses, un Priorat de Álvaro Palacios, Garnacha y Carriñena buenísimo del que sabréis más detalle el miércoles desde la Bodega de Baco.

Vino Les terrasses Alvaro Palacios

Se adaptan sin ningún problema a sustituir el queso de los platos de mi menú por otro ingrediente, intentando respetar al máximo la composición. Nos sirven el aperitivo de la casa mientras que esperamos que empiecen a servir los platos: un pequeño bol de crema de cangrejo nos abre el apetito junto con la crujiente ración de pan tan apetitoso siempre para nosotros, grandes “panarres”, que reponen sin problema.
Aperitivo Sangiovese: crema de cangrejo
Aperitivo Sangiovese Crema de cangrejo
Pan en Sangiovese
pan sangiovese
Llegan tres primeros entrantes a la vez en la misma bandeja:  Canelón transparente de Ceps (Boletus Edulis)  con queso de cabra, Rovellons (Rovellones, níscalos, guíscalos…) a la plancha con ajo y perejil y Crujiente de revoltillo de Camagrocs (trompeta amarilla) con jamón.
Canelón transparente de Ceps, Rovellons a la plancha con ajo y perejil y Crujiente de revoltillo de Camagrocs con jamón
Canelon transparente de ceps con queso de cabra-Rovellons a la plancha con ajo y perejil-Crujiente de revoltillo de camagrocs con jamon
Una buena combinación de texturas y diversidad de setas y una presentación impecable. Tiene buen comienzo este menú.
Canelon transparente de ceps con queso de cabra
Canelon transparente de ceps con queso de cabra
El canelón de Ceps me lo adaptaron al gusto y lo rellenaron de la misma crema de cangrejo que nos habían dado en el aperitivo. El original va relleno de queso de cabra y, por la cara de mi acompañante, estaba bastante bueno. Del mio os puedo decir que era más sorprendente la textura y presentación que el sabor, pero quizá esta opinión no debería tomarse demasiado en cuenta ya había probado este relleno en el aperitivo y no era el plato original. En cualquier caso, como vistoso era incuestionable.
 Rovellons a la plancha con ajo y perejil
Rovellons a la plancha con ajo y perejil
Fue un acierto hacer los Rovellons a la plancha con ajo y perejil:  si son buenos, y lo eran, no hay mejor forma bajo nuestra opinión de saborearlos. Pequeños, tres o cuatro botones es una pequeña muestra que nos indica la calidad del producto. Tengo que decir que los encontré un poco tíbios. No obstante, no fue un obstáculo para el sabor, pero creo que tenían que haber estado a mayor temperatura. Un pequeño detalle sin importancia, pero hay que decirlo todo ;-).
Crujiente de revoltillo de Camagrocs con jamón
Crujiente de revoltillo de camagrocs con jamon
El crujiente de revoltillo de Camagrocs con jamón era una pequeña torre de  láminas de pasta casera crujiente  intercaladas entre  el revoltillo al que me pareció notar un punto como de bacon ahumado, ese sabor típico. Estaba muy bueno, quizá el más potente en sabor de los tres.

Casi al mismo tiempo nos traen también la Paperina de tempura de Bolets (setas).

Paperina de tempura de Bolets
Paperina de tempura de bolets
Buena fritura, nada aceitosos, una buena tempura para un pequeño surtido de setas. Viciosas paperinas…
Seguimos con lo que podrían ser los primeros un par de platos fríos y un Risotto. Un par de ensaladas nos brindan la oportunidad de probar las setas de otra forma. La primera, Ensalada de Rossinyols (Rebozuelo) confitados al vermut con granada y rúcula.
Ensalada de Rossinyols confitados al vermut con granada y rúcula
Ensalada de rossinyols confitados al vermut con magrana y rúcula
Me gustan mucho las ensaladas, y esta tenía un sabor extraordinario. El vermut estaba presente sin ser avaricioso, cedía sitio al sabor del Rossinyol y el punto dulce de unos pequeños cubos de granada. Muy buena, una ensalada diferente. A destacar del menú!
Continuamos con el Carpaccio de Pies de cerdo con vinagreta de Rovellons, donde la presencia de las setas está también en forma de aderezo.
Carpaccio de Pies de cerdo con vinagreta de Rovellons
Carpaccio de pies de cerdo con vinagreta de rovellons
Muy fino en sabor, el carpaccio está en su punto de consistencia pero es más fino que la ensalada anterior. Personalmente, hubiera cambiado el orden de los platos, sirviendo primero este que es menos rotundo. Creo que hacerlo así desluce el carpaccio ante la ensalada anterior, por ser esta más intensa. Pero solo es una sugerencia, sabemos que todo esto siempre es cuestión de gustos.
Llega el Risotto que en este caso no tenía queso (que bien!!)
Risotto con trompetas, langostinos y ajos tiernos.
Rissotto con trompetas, langostinos y ajos tiernos
Qué bueno estaba: sabroso, cremoso y el arroz en su punto de Risotto. La mezcla de las trompetas con los ajos tiernos y los langostinos es ideal, que podrían hacerse como revoltillo, pero con el arroz abría el abanico de recetas, resultando un plato suculento que nos gustó mucho. También lo destacaríamos del menú.
Un plato de pescado y otro de carne venían de segundos. Primero el pescado
Merluza con Ceps, calabacín y tomate confitado.
Merluza con ceps, calabacin y tomate confitado
Qué fresca era la merluza, estaba tersa y dura. En un lecho de calabacín y un tomate confitado que me resultó delicioso, un trozo de suprema era coronado con unas láminas de Ceps para casar con el resto del menú. En la otra ocasión que visité Sangiovese también comí pescado y recuerdo que me sorprendió la frescura. En esta nueva visita, no ha decepcionado lo más mínimo.
La carne nos llega en forma de Hamburguesa
Hamburguesa de ternera con llanegues (llanegas), cebolla caramelizada y cinco pimientas.
Hamburguesa de ternera con llanegues, cebolla caramelizada y cinco pimientas
Una hamburguesa casera, donde también percibimos una excelente materia prima mezclada con la llanega negra. Con salsa de cinco pimientas en grano junto con la cebolla caramelizada nos mutaban la típica hamburguesa con cebolla al más delicado delicatessen. Muy buena, un mix que siempre funciona. Aquí me atrevo también a dar una sugerencia: sería bueno preguntar el punto de cocción de la carne: estaba correcta, pero un punto más no le hubiera sobrado. Insisto, cuestión de gustos. La comimos sin hacerle el más mínimo desprecio, pero estoy segura de que hay gente que es menos flexible en esta cuestión y le podría haber provocado no disfrutar suficiente de este plato por no encontrarlo a su gusto, tanto por mucho o por poco hecha y es una pena que alguien se lo pudiera perder.
Y llega la guinda, el postre, que dificilmente encontramos alguno que no guste. En este caso, teniendo en cuenta que la seta seguía presente y es menos habitual en lo dulce, quisiéramos destacarlo.
Cremoso de chocolate blanco con confitura de camagrocs a la canela y melocotón.
Cremoso de chocolate blanco con confitura de camagrocs a la canela y melocoton
Tremendo. Pocas palabras para definirlo: elegante, fino, sutil…Si nos viéramos en la tesitura de tener que elegir un solo plato de este menú, solo uno, creo que este sería el afortunado. Exquisito. El postre es una especie de crema o sopa fría, que siendo de chocolate blanco no era nada empalagosa aromatizada con canela y un inhabitual sabor que otorgamos a los camagrocs junto con unos trozos de carnoso melocotón. Ciertamente, cerró un fantástico menú.
Después de todo el festival, estuvimos charlando con Joan y Pepi, quienes con una gran cordialidad nos invitaron a pasar a la cocina y hacer fotografías con toda libertad. Un espacio grande y ordenado que les permite ser eficientes en el servicio, con tres grandes áreas separadas según el tipo de plato: entrantes fríos, ensaladas y postres por un lado, pescados por otro y carnes y entrantes calientes por otro.
Cocina Sangiovese
Cocina fríos y postres
Carnes y entrantes calientes
Cocina Pescados
Estas tres cocinas están estratégicamente colocadas alrededor de una barra donde se acaban de rematar los platos. Una barra que debajo tiene una máquina que se asemeja a un lavavajillas donde guardan los platos calientes evitando así que la comida se enfríe rápidamente. Cogen el plato atemperado sirven el alimento bajo las luces que también dan calor y acaban de montarlo con el toque personal para servirlo con diligencia. Una magnífica organización.
Montando platos en Sangiovese
Servicio platos
Mientras nos cuentan que no han apostado por ninguna especialización, no quieren encasillarse en solo un producto, pues esto limitaría su creatividad. Reconocen que quizá tiran más hacia el pescado que la carne, porque creen que les da más juego, aunque suelen cocinar pichón, no es producto con gran demanda.  Es cierto que si tuvieran que elegir  alguna etiqueta identificativa, algo que les describiera, prefieren decantarse hacía los menús degustación de temporada, que les permite investigar, probar y crear nuevos platos y hacernos una oferta cada 15 ó 20 días siempre que el producto lo permita, pues es imprescindible para su éxito la frescura del elegido.
En sus propias palabras:
“…nosotros no tenemos ninguna especialidad y a la vez tenemos todas, porque lo que tratamos es de dar todo nuestro cariño a todos los platos desde la primera ensalada hasta el último pescado…
Una vez escuche decir a Alejandro Sanz en una entrevista que él todas las canciones de un disco las hace para que sean número 1, lo que pasa que el público siempre se decanta por algunas canciones más que por otras, pero él le ponía
                  el mismo empeño e ilusión a todas…bueno pues esa es nuestra idea.”
Me parece una gran comparativa para definir su motivación. Creo que ciertamente les mueve el cariño hacia su trabajo y pasión, una combinación que por suerte da unos frutos a nuestro alcance. Obtuvieron un premio en 2011 al “Millor Plat de Mataró” con su sepia con guisantes, aunque no les gusta alardear ya que para ellos, su mejor premio es el cliente cuando vuelve a Sangiovese. Nosotros se lo hemos otorgado.
Azúcar en Sangiovese
Azucar
Hasta el  7 de Noviembre Sangiovese tiene vigente otro menú degustación de temporada también de bolets que podéis ver en su web con platos diferentes a estos pero seguro que igualmente exquisitos como crujiente de sardinas con rossinyols de pino o corvina real con trompetas cebolla de figueras y calabaza entre otros…un menú que promete muchísimo.  No lo penséis, no saldréis decepcionados. Pero si por lo que sea no podéis degustar el menú de temporada, Sangiovese nos ofrece un menú diario por 21.50 Euros. Si elegís esta opción, os recomiendo reservar, suele hacer pleno!.
Felicidades Pepi y Joan, un placer haber estado en vuestra casa!

Restalo: selección de restaurantes con su carta a mitad de precio!

Restalo: selección de restaurantes con su carta a mitad de precio!
Restalo

Restalo

Desde hoy 25 de Octubre y hasta el 3 de Noviembre, Restalo.com ha seleccionado más de 200 restaurantes de Madrid y Barcelona que nos ofrecerán sus cartas a mitad de precio!! Se puede ir a cualquier hora, es decir, es válido tanto para el mediodía como para la cena y puedes ir tanto un día laborable como festivo. Poder acceder a esta promoción es tan fácil como hacer la reserva desde la página de www.restalo.es.

La selección la componen restaurantes de todo tipo. Cocina tradicional, creativa, mejicana, índia, catalana…una gran variedad que nos garantizará encontrar algún restaurante que se adapte a nuestro gusto. En Barcelona podremos encontrar este descuento en restaurantes que ya tienen un pequeño hueco ganado en la ciudad condal:

Brasserie Flo

Antigua

Beach House

Madrid-Barcelona

La Viblia Wine Restaurant & Showroom

Àpat

7 Sins

Ous i Vins…

 

Estos son sólo un ejemplo de lo que podéis encontrar, pero hay muchísimos más en la web. De Antigua ya os hablamos, y ahora surge una buena oportunidad para que lo probéis, Àpat lo visitamos justo la semana pasada,  ya os daremos detalles, pero os adelanto que también es muy recomendable, Madrid-Barcelona fuimos hace tiempo y lo tenemos como un fijo… en fin, echadle un ojo, elegid uno y a darse un homenaje, que nos lo mercemos ¿o no? Sea cual sea la elección que hagamos, seguro que acertamos!!

Así que si este fin de semana no sabíais donde ir, o despues del partido seguís con ganas de ir a cenar, aprovechad, haced la reserva por la web y a disfrutar.

Louro do bolo

Louro do bolo

Álvaro y Rafael Palacios, los dos vástagos del fundador de Bodegas Palacios en Rioja, decidieron marchar en direcciones opuestas. Álvaro se dirigió al Priorat para elaborar vinos tintos, poderosos y equilibrados, y Rafael encaminó sus pasos hacia el valle de Bibei, en la comarca de Valdeorras de Ourense para criar y embotellar vinos de Godello, una de las uvas mas delicadas y deliciosas de toda la península.

La uva Godello tiene un alto potencial aromático, pero requiere muchos cuidados. Rafael trata sus viñas viejas con esmero, sin herbicidas ni cualquier otro producto que pueda trastocar la maduración de unas vides que deben ser recolectadas de forma anticipada para evitar los riesgos que su propia delicadeza les otorga.

LOURO,  blanco Godello de Rafael Palacios

Louro Godello

Rafael Palacios, como su hermano Álvaro, construye sus vinos desde el paladar, buscando el equilibrio y el impacto en boca. Cuando escancias este Godello en la copa ya puedes advertir que no se trata de un vino cualquiera. Amarillo cítrico, delicadamente perfumado y de un brillo ambarino, la propia densidad que impregna las paredes del cristal ya advierte que vas a acariciar tus papilas con algo especial.

Louro do Bolo es un vino equilibrado y armonioso, con el volumen y la densidad justos para no resultar empalagoso dentro de su rotundidad. Su perfume a frutas y minerales le confieren una identidad capaz de acompañar cualquier tipo de manjar, especialmente los pescados y quesos frescos, aunque ya sabeis que sobre esto hay tantas opiniones como colores.

Cuando vayas a beberlo, contémplalo en la copa y moja lentamente las paredes del cristal para que se abra y empieza a soltar sus fragancias. Acércalo a tu nariz y espera hasta que su perfume se defina. Embócalo, juega con él y, al tragarlo, cierra los ojos. Ya nos contarás.

Para nosotros fue un agradable descubrimiento, sobre todo porque lo elegimos en lugar de nuestro amado Terras Gauda ( Albariño) y eso siempre resulta ser un handicap.

Que Semproniana tenga en su bodega un vino como Louro habla mucho y bien del cuidado y la seleccion que Ada y Santiago dan al maridaje de sus manjares.

Próximamente os hablaremos de “Les Terrases” el Priorato de Álvaro Palacios. Otro vino a tener en cuenta.

Semproniana

Semproniana
Desde que teníamos el pasaporte Gourmet estudiamos los restaurantes en que podríamos disfrutar del 50 % de descuento y aunque la lista es larga, enseguida tuvimos claro cual sería nuestro primer sello: Semproniana. Sentíamos cierta atracción por este restaurante, por su estética, por su chef Ada Parellada, por sus críticas… así que reservamos y allí que nos fuimos!.
El local de la calle Rosselló, 148, antes de ser Semproniana, albergaba una editorial a la que hace un guiño con un cartel. La entrada es una gran cocina con colores llamativos, un mostrador y un olor dulce que te recibe. El aspecto es el de una pastelería, el de un pequeño taller impecable con hornos donde cocer los caprichos.
Entrada Semproniana
pasteleria entrada
Pero antes de entrar, desde la calle, ya vemos una pizarra que nos anuncia las ofertas que Semproniana adapta a todos los bolsillos, edades, y apetitos. Con platos de diferentes tamaños, catalogados en “tallas” podemos elegir la ración que nos apetece, más pequeña si queremos probar más cosas o más grande si ya tenemos nuestro plato favorito: “S” pequeña, “M” normal o “XL” más completa. Con la fórmula “amb un billet de 20” puedes comer un menú cerrado y si tienes menos de 30 años, comida ajustada a tu edad!
Suelo Semproniana
suelo
Cuando entramos al interior del comedor, lo primero que se me vino a la cabeza fue la película de AmelieSemproniana sería el típico restaurante donde la encantadora protagonista vendría a comer!. Colores llamativos, mosaicos, collages de latas, lámparas hechas con utensilios de cocina, techos altos.
Lámpara tenedores
Lampara Semproniana
Mesas originales, pintadas, desiguales… es un local realmente increíble. Nos encantó la decoración, Semproniana supone aire fresco a las habituales y elegantes decoraciones en blanco y negro tan de moda, que están bien, pero son mucho más sobrias que la que encontramos aquí!
Mesa Semproniana
Mesa
Ada lleva al frente de la cocina desde los 25 años, después de varios proyectos, Semproniana sobrevive en palabras de la misma Ada como
“una tienda, donde en vez de comprar hilo, puedes comprar comida… donde se conoce a los clientes que acaban siendo amigos”.
Productos frescos del Mercado del Ninot y de otros proveedores componen los platos que nos cocinan, ofreciéndonos una carta de buena calidad, con un punto creativo pero sin grandes aspavientos que a veces te hacen dudar qué estás comiendo.
Aprovechamos la opción de escoger el tamaño del plato para poder tener más variedad, y nos decidimos por  tallas “M”, escogiendo dos primeros que según Santiago, son un clásico de la carta que se mantienen por el éxito que tiene. Primero los Macarrones rellenos de butifarra negra.
Macarrones rellenos de butifarra negra
Macarrones rellenos de butifarra negra
Antes que nada, disculpad por la foto, no está clara, pero aún así hemos querido ponerla para que tuvierais una idea de como son estos macarrones: enormes!. Cocidos al dente, permiten su relleno de butifarra negra, haciendo un plato original y sabroso. Casi podrían llegar a confundirse con canelones, por el aspecto y tamaño, además bañados de una bechamel suave:  no es de extrañar que se haya convertido en un clásico de este lugar, por su originalidad, su sencillez y su sabor.
El otro primero fue algo un poco más sofisticado, ya os he comentado alguna vez que yo suelo elegir a veces los platos por los nombres 😉
Arroz del Venere con sobrasada y queso de Mahó, que por suerte venía encima sin mezclar y se lo pudo comer mi “partner” sin problemas pudiendo así yo disfrutar del arroz.
Arroz del Venere con sobrasada y queso de Mahó
Arroz venere con sobrasada y queso de Mahó
Los macarrones estaban buenos, pero el arroz, además sorprendía. De entrada, por ser Venere ( arroz del emperador o arroz prohibido) cada vez más común por aquí, pero aún desconocido por muchos y del que ya os había hablado en la entrada de Indochine aunque allí lo comimos de postre. Tiene un sabor especial, dificilmente descriptible. Muy cremoso, os lo recomiendo si queréis probar algo distinto. Cualquiera de los dos platos es una buena entrada!!
Los segundos fueron también, la ración normal, que además viendo los primeros confirmamos que eran suficientes. Elegimos algo que siempre gusta, por lo menos a nosotros: unas croquetas de carne a la brasa.
Croquetas de carne a la brasa
Croquetas de carne a la brasa
Servidas de forma muy original: en su cesta, encima de papel absorbente para el exceso de aceite,  y con un bol de ensalada.  Todo encima en una tabla de cortar, cada bocado de croqueta era un sabor rústico a carbón, a brasa. La ración “M” son cuatro croquetas, grandes y exquisitas. Recien hechas, crujientes por fuera y muy cremosas por dentro estaban realmente buenas. Ya sabemos que croquetas se pueden hacer de casi todo, pero de carne a la brasa no las había probado nunca y estas han puesto el nivel muy alto!.
Siguiendo en mi línea pido un sugerente segundo con mezcla de sabores que me llamó la atención
Atún con lima
Atun con lima
Al tomarnos nota Santiago nos pidió el punto de cocción del atún para así acertar seguro. Una cama de tomate carnoso, dejaba descansar el atún bañado con la salsa de lima. Unas crujientes bolas que en Vietnam habíamos probado daban un toque oriental Allí eran de semillas de loto cubiertas con wasabi y juraría que eran las mismas. Una combinación buenísima, la lima refrescaba el plato, le daba un toque más dulce que ácido, intenso en sabor y de ración muy bien servida que no podéis dejar pasar.
Y nos vamos a los postres y aquí el dilema no es escoger la talla, pues no hay, sino escoger cuál tomar porque todos son apetitosos. Nos decidimos por dos clásicos pero diferentes. La tradicional crema catalana, pero en forma de pastel y con frutos rojos es uno de los que durará poco en el plato.
Crema Catalana con frutos rojos
Crema catalana con frutos rojos
Pues ya veis la foto: lo dice todo!. Buenísima, crema catalana como pastel, dulce, con capa crujiente y deliciosa. Que buena estaba chicos!. Una maravillosa porción.
La otra opción es chocolate con chocolate y más chocolate. El nombre lo dice todo Delirium Tremens.
Delirium Tremens
Delirium tremens
Para incondicionales del chocolate, toda cucharada era inundarse el paladar de cacao en diferentes texturas. Un bizcocho, rotundo que no apelmazado, bañado de más chocolate líquido para que aún se impregnara más de este manjar. Es decir, el paraiso comestible para los chocolateros!
Toda esta comida fue regada con un D.O. Valldeorras, de Rafael Palacios un blanco de más del 90 % de uva Godello:  Louro. Un buen vino blanco, aconsejado para aperitivos, pero capaz de soportar toda una comida. Veréis más detalles del vino en la nueva sección de La Bodega de Baco
Louro
Louro Godello
En general un restaurante encantador, igual que sus dueños, por su ambiente, por su buena comida, por su magnífica materia prima y además, por las múltiples iniciativas que llevan a cabo para integrarse a todo tipo de clientes. Tuvimos la suerte de poder charlar con Ada mientras tomábamos los cafés y nos explicó la puesta en marcha de los talleres de cocina para niños que llevan a cabo desde hace ya tiempo: los  Patacutxi! con este magnífico plan las familias pueden disfrutar de una diferente y agradable jornada: los niños van al taller donde estarán desde las 13:30 hasta las 15:30 aprendiendo una receta de cocina. Mientras los adultos pueden disfrutar de la mesa relajados sabiendo que sus hijos están a buen recaudo, logrando así ese equilibrio tan difícil que resulta de la combinación de niños y adultos en según que restaurantes. Con gran ojo, aciertan en el tiempo dedicado al taller, y a la hora de los postres, salen los niños ilusionadísimos con sus “regalos comestibles” para sus padres o abuelos. Un juego de iniciación a la cocina para las nuevas generaciones que me pareció idóneo.
Además, la generosa Ada comparte con nosotros sus recetas más exitosas en un libro de cocina, estando así al alcance de todos disfrutar de sus creaciones, el cual os recomiendo, aunque por lo menos a mi, seguro que no me salen tan exquisitas como a ella.
Libro de las recetas de Semproniana
Este año, Semproniana cumple 20 años y para ello han decidido hacernos otro buen regalo: un bono de 10 cenas a 10 Euros cada una!! Una oportunidad única de poder disfrutar todos sus platos. Podéis visitar su web para tener más información sobre este y otros regalos que podéis comprar, manteneros al día de sus novedades y ver su carta y precios de los menús.
Bono S-10 Semproniana
Un lugar que hechiza, como antes os decía, un soplo de aire fresco, una inyección de alegría y de entusiasmo contagioso que te hace salir del restaurante mucho más optimista de lo que has salido. Maravilloso trabajo Ada y Santiago! Ojalá estéis 20 años más!

Mercat de Mercats para este fin de semana!

Mercat de Mercats para este fin de semana!

Hoy empieza la feria Mercat de Mercats. Hasta el domingo 20 en la Av. De la Catedral. Es ya la cuarta edición de este evento que pretende promocionar los mercados municipales, sus productos, su calidad y su cercanía. Para ello nos deleitarán con múltiples actividades, recetas, tapas, aperitivos y obviamente una muestra de los productos de algunos de los mercados más representativos de Barcelona.

Productes de proximitat i qualitat

Actividades como el Aula Gastronómica con varias ponencias durante todo el fin de semana con especial hincapié en la pastelería:  Mey Hofmann, Xavier Canal, Oriol Balaguer o Joan Baixas nos regalarán algunos de sus secretos  y el Celler del Sumiller, para los viños y cavas y con especial atención este año al vermut, gintonics y los cócteles en alza, con la ayuda de Ferran Centelles, Agustí Torello y Judith Cercós  complementan la exposición.

Tenemos el entretenimiento asegurado para este fin de semana, donde en estas aulas, además de lo nombrado también podremos asistir a diferentes charlas sobre el cerdo, la ternera, el aceite y más productos.

Pero tambien podremos disfrutar de 14 tapas de mercado como el Huevo de Calaf con escudella de gallina, garbanzos y papada, burguer, arroz meloso con bacalao y bolets, Bombas del Borne, Croquetas y canelones, pulpo, bravas, ostras…

catalogo

No hay excusa para poder visitar esta feria, así que a comprar los tiquets degustación para hacer una escapadita para comprar buenos productos y disfrutar de unas tapas acompañadas de buen vino o cerveza. Podéis encontrar más información de horario  y precios en la web de Mercat de Mercats

Tiquets

Ah, y el domingo a las 13 h, una “lucha encarnizada” entre Juan Mari Arzak y Carles Gaig, cocina vasca revolucionaria contra tradicional catalana ¿Quién ganará?

No os lo perdáis!!!

Temple Club

Temple Club
Temple Club Ho Chi Minh

Temple Club Ho Chi Minh

Hoy os traemos algo que para poder probar tendréis que hacer un largo viaje. Concretamente A Hồ Chí Minh, antigua Saigon, la capital de Vietnam. Un rincón difícil de encontrar, localizado en el segundo piso de un edificio histórico de 1880 que servía para alojar a los visitantes de un templo hindú donde la estética y elegancia francesa del local evoca aquellos lugares donde se reunían los cronistas occidentales.

Una cocina cuidada, sencilla, con claras influencias de la historia de la ciudad, con toques franceses, chinos, indios y Khmer, pero en su esencia cocina tradicional Vietnamita.

Para acceder a él, dos hileras de elefantes cargan con lámparas de luz tenue y nos guían hacia las escaleras para subir al restaurante.

Entrada Temple Club

Temple Club

Era tarde para comer allí, más de las tres y además éramos un grupo numeroso, no tenía la seguridad de que nos sirvieran, pero no pusieron objeción alguna y, mientras que nos preparaban la mesa, nos sugirieron tomar algo fresco en la sala contigua al comedor y empezar a ojear la carta para tener ya nuestra elección al pasar al comedor.

Salón Temple Club

Sala de espera Temple Club

GramofonoVentilador

Un salón que recuerda a los típicos clubs para europeos que solían crearse en todas las colonias. Butacas, sofás orejeros, lámparas de pantalla y diversos objetos antiguos decoran la sala y te trasladan unos años atrás. Un salón polivalente, utilizado para la espera antes de la comida, como nosotros hicimos, refrescándote del calor asiático ojeando la carta, pero también para las posibles copas que puedes tomar después de la comida o cena, dejando el comedor y acomodándote para alargar la sobremesa.

En no más de diez minutos nos vienen a buscar para acompañarnos a nuestra mesa. Otro pasillo nos lleva a la otra parte del local, abriéndose un espacioso comedor colonial, refinadísimo que me sorprendió por su elegancia.

pasillo comedor

Mesas de diversas formas y tamaños, decoración en madera oscura y unas espléndidas vidrieras dejaban pasar la luz natural.

vista comedor vidrieras

mesa

Nos acomodamos en la mesa que nos habían preparado, ya teníamos más o menos decidido que íbamos a tomar, pero aún así le dimos un último vistazo a la carta. Esta vez no tomamos vino, porque encarecía considerablemente la cuenta y con el calor tampoco apetecía mucho, entraba mucho mejor una cerveza o agua para hidratarse bien. Al sentarnos, vemos el detalle de los cubiertos de alpaca y los palillos para que elijas con qué comer más fácilmente.

servicio mesa

El ajuar de buen hilo cerraba el círculo a los servicios de mesa. Junto con diversos detalles como cajas de madera que encerraban las consolas de aire acondicionados, pequeñas celosías utilizadas para separar mesas y un servicio impecable por parte de los camareros evidenciaban la preocupación de cuidar el más  mínimo detalle para que el cliente se deje llevar y disfrute del momento de la comida.

Había gran variedad de platos, pero nos decantamos por algo más típico del lugar, ya sabéis: allí donde fueres, haz lo que vieres, así que… escogimos de primero una ensalada de Buey con Loto.

Ensalada de Buey con Loto

Ensalada de buey con loto

Pan de gambas

Apetecían platos lígeros así que la ensalada era perfecta. Buena ración, y buena de sabor. Aprovechan prácticamente todo del loto y realmente tiene un sabor muy característico: anisado y fresco. Una ensalada acompañada de lo que aquí llamamos pan de gambas y la salsa que suelen poner siempre, que no sé explicaros de que está hecha, es un poco picante y nosotros la utilizábamos para aliñar la ensalada. Lógicamente, no encontrabas aceite de oliva, ni vinagre, pero no era necesario. Había bastante carne, en lascas y fría, como un fiambre, cacahuetes, zanahoria, pepino… realmente, muy sabrosa.

Optamos por dos platos de carne para los segundos, uno de ellos por el sugerente nombre y la combinación de sabores que podría tener y el otro por ser cocinado al estilo del restaurante.

Empezamos por las costillas de cerdo con salsa de naranja

Costillas de cerdo con salsa de naranja

Costillas de cerdo con salsa de naranja

Acompanadas con verduras como solo los asiáticos saben cocinar, las costillas eran realmente deliciosas. Con ese punto agridulce, las verduras al dente, con el toque cítrico de la naranja era un plato con una conjunción de ingredientes magnífica. Las costillas tiernas y para comer con las manos: para chuparse los dedos, literalmente!.

Pollo al estilo Temple

Pollo al estilo Temple

El otro plato era un pollo al estilo Temple, picante, pero en su justa medida. Una especie de guiso, servido con delicadeza y con una salsa para “hacer barquitos” tremenda. Difícil de definir, era bastante especiado lo que suponía una mezcla de olores que potenciaban su sabor. Un plato recomendable, y seguramente único! . Aunque no tienen el hábito de comer con pan, no por dificultad de encontarlo, su herencia francesa hace que sea fácil, sí que acompañan la comida con arroz hecho al vapor, que en este caso, mezclado con la salsa estaba buenísimo. Quizá hicimos una aberración…

Y pasamos a los postres, donde la oferta era bastante continental, así cogimos algo que nos apeteciera, sin dar más vueltas.

Cheesecake

cheese cake

Pues ya veis la foto. Sin saberlo, ¿hubierais dicho que esto es una cheese cake? Yo no. Así que no acertamos, era una tarta, supongo que de queso, pero con mucho bizcocho. No es el cheese cake que conocemos. Quizá, relacionamos cheese cake con el neoyorquino y esté mal, ya que tartas de queso hay muchas, aunque no son mi especialidad por lo del queso, algunas de ellas sí las como, pero en esta ocasión, no fue un buen postre. Es posible que, como siempre, fuera una cuestión de expectativas. Lástima.

Mousse de chocolate

mousse de chocolate

Pues tampoco acertamos con la mousse!. No es que estuviera mala, ninguno de los dos postres lo estaba, pero no al nivel del resto de la comida. Era una Mousse bastante simplona, sin nada a destacar. Comestible, pero nada más.

Eso sí, un buen café con chocolatina para despedir la comida, uno de los expressos más parecidos a los que aquí tomamos, pero sin llegar a la altura, el listón está alto. Y ojo, que Vietnam tiene un café extraordinario, de lo mejorcito que he probado, pero lo sirven de forma diferente.

Café

cafe

Resumiendo: la comida no estuvo mal, los platos principales buenos,  los postres, pues no, para que nos vamos a engañar, más bien normalitos tirando a bajo. Seguramente en otros sitios, en lo que a comida se refiere puedes comer algo mejor, pero no en un entorno tan magnífico como este. Comer bien en Vietnam es fácil y barato, desde cualquier chiringuito callejero hasta locales más snobs, pasando por todo lo que podáis imaginar en la franja del medio, pero no tienen la autenticidad de Temple Club. Cabe la posiblidad de que la elección de postres no fuera la correcta, quizá nos perdimos la oportunidad de comer uno de los mejores postres de la cocina tradicional vietnamita, pero seguramente no lo sabremos nunca.

barra

Baños

Vale la pena visitarlo, por lo escondido y por la tranquilidad que se respira en este restaurante. El ambiente y decoración invitan a unas horas de relajación. Nosotros fuimos a comer, pero creo que a la hora de la cena tiene que conseguir un entorno maravilloso. Si tenéis oportunidad id a verlo, solo eso ya vale la pena.

Firatast 2013: nos vamos a Girona!

Feria de degustación en Girona

Firatast Girona 2013

Chicos, este fin de semana tenemos la oportunidad de cambiar el escenario y disfrutar hasta el domingo en el Palacio de Ferias de Girona, de la Firatast de Girona. 19 Ediciones de esta feria la afianzan como un evento de éxito, que en su pasada edición logró la venta de 120.000 tíquets.

El funcionamiento es simple, se compra la entrada por 5 Euros que da derecho a tres tiquets que se canjearán en cada stand por la degustación escogida que tendrá un valor de tiquets estipulados por cada expositor. Es decir, puede haber degustaciones de un tíquet, de dos o de tres. La oferta que se exhibe es amplia: restaurantes, bodegas, tiendas, asociaciones gastronómicas que nos ofreceran platos elaborados de todo tipo en sus diferentes metros de exposición.

Así que si tenéis ganas de dar una vuelta por esta magnífica ciudad, a una hora de Barcelona, es un momento ideal, y si decidís ir, aprovechad que estáis por la zona para pasear por sus calles del Call y probar un helado de Rocambolesc, si no lo habéis hecho ya 😉

Tenéis más información en la web del organizador

Taverna del Suculent

Se oye, se rumorea, se dice que… Sabemos que cuando una frase empieza con alguna de estas expresiones algo se está “cociendo”. Y hace unas semanas se rumorea que desde Suculent han apostado por un nuevo proyecto.  Fieles a su filosofía del buen comer y del buen beber, de la utilización una  materia prima excepcional y de conjugar lo tradicional con la creatividad sin perder la esencia, crean la Taverna del Suculent. Se sabe poco sobre ello, tienen ya su facebook donde nos mantienen en vilo, pero son recelosos a desvelarnos nada concreto.  De lo que aquí podemos deducir, parece encaminado a un lugar de tapas?, de vermuteo? de las bodegas de antes?.

Se oye que no tardarán mucho en ponerse en marcha, pero no hay una fecha concreta, aunque parece que será antes de final de año. En cualquier caso, dado que como seguramente a todos nos dice la experiencia, de lo que se dice no hay que hacer demasiado caso hasta no tener más detalles de una fuente fiable. Así que chicos, permanezcamos atentos porque seguramente  tendremos una muy buena noticia de la apertura de esta Taverna que promete mucho. De momento, las deliciosas patatas bravas y el famoso mollete parece ser que estarán presentes en la Taverna. Una imagen vale más que mil palabras…

Mollete Suculent

Mollete Suculent

Patatas suculent

Patatas suculent

Manairó

Manairó

Teníamos una asignatura pendiente con Manairó que, después de una anticipada reserva, aprobamos. Expectantes al menú degustación que nos ofrecería el galardonado equipo de cocineros, el Chef Jordi Herrera, antiguo profesor de la CETT (Escola d’ Hoteleria i Turisme) , Manel López y Roger Viñas (alumnos de la misma escuela) visitamos el restaurante con grandes esperanzas.

Traspasamos las puertas oscuras que impiden ver qué hay más allá y encuentramos un interior sencillo, con sofisticada decoración que se aprecia nada más entrar al vestíbulo, un recibidor que permite conservar la intimidad de la sala comedor,  y donde se hace la recepción de  los comensales. Sofás, una gran lámpara,  atrayentes esculturas de Rosa López  y una combinación elegante de colores es un anticipo del buen gusto de este restaurante.

Recepción

Salón recepción

Mesas vestidas hasta el suelo, amplias para el confort del cliente, servicio completo y luz en su punto,

Mesas

Mesa Blanco y Negro

La recepción es de gran cordialidad, confirmando que nos esperan comprobando la reserva, acompañándonos a la mesa donde tendrá lugar el desfile esperado. El Menú degustación constaba de 10 platos incluídos entrantes, platos principales y postres, y el maridaje sugerido para cada uno de los platos. Así que, sin más preámbulos, empezamos con la pasarela:

Para empezar, sirven un cava. Acompañamiento cada vez más habitual en las comidas, bebida de la que se van descubriendo grandes maridajes impensables hasta ahora. Muy fresco, se deja beber con agradecimiento.

Muntanyes Maleïdes

Cava Muntanyes Maleïdes

Muntanyes Maleïdes, es un cava embotellado especialmente para Manairo, de Torrella del Foix, y será el novio de los entrantes.

Empezamos con un Paté de sardinas a la brasa.

Paté de sardinas a la brasa

Paté de sardinas

Servido en cuchara, y en una escultura asemejando unas ramas, un suculento bocado fiel al original ingrediente, colma el paladar del característico sabor de la sardina, muy potente. Primera exquisitez!

En la misma original estructura, como si de nidos se tratase, gozamos del segundo entrante: una esferificación de Vissichoyse. No habíamos probado aún esta técnica y es extraordinaria. Una explosión de sabor, literalmente: una sensación que tenéis que experimentar sin duda.

Esferificación de Vissichoyse

Esferificación vissichoyise

El siguiente plato podría tener su base una sencilla tapa de patatas bravas pero, claro, de Estrella Michelín: Coca de patata con alioli suave. Servidas en pizarra, unas virutas de patatas, exquisitas, nada aceitosas, junto con un alioli suave, tanto, que era un chupito más que una salsa.  Gustosísimo. El matiz del ajo se acoplaba a las patatas crujientes, haciendo de algo tan sencillo un refinado bocado.

Coca de patata con alioli suave

Coca de patatas con all i oli suave

Alioli suave

all i oli suave_

Ensalada de bonito ahumado con perlas de Izaguirre fue el siguiente plato que pudimos degustar. El toque ahumado le daba un sabor especial asombroso, muy aromatizado, que inundaba la boca. La ensalada era un plato más colmado. En una alargada bandeja, un mosaico de salmón, perlas, brotes y gotas de salsa coloreaban la mesa. Delicioso.

Ensalada de bonito ahumado al momento con perlas de Izaguirre

Salmon ahumado al momento_

Salmon ahumado al momento detalle

Cambia el maridaje para el siguiente plato y llega Gran Cardiel, Verdejo-Viura, una mezcla de vinos donde se ensalzan las cualidades de cada uno. Sorpresivo coupage que no había probado hasta ahora y que anoto como una opción a tener muy en cuenta. En este caso, un vino afrutado, pero poco ácido con un muy buen dejarse beber.

Gran Cardiel

Gran Cardiel

Para el cambio de vinos, nos deleitan con una Croqueta de Pollo Rustido con Aceite de frutos secos y Samfaina. ¿Cómo de una croqueta se puede llegar a esta maravilla?. De por si son buenas, las croquetas de mil sabores y siempre socorridas, pero igual que la coca de patata, la evolución de platos cotidianos hacia la extravagancia más extrema es lo que garantiza el éxito de estos restaurantes. Cremosa, apetitosa, crepitante… una sorpresa más que ya no debería ser tal sabiendo dónde estaba.
Croqueta de pollo rustido con aceite de frutos secos y samfaina
Croqueta de rostit
Su aspecto es de una gamba con gabardina algo adulterada más que de una croqueta, pero la elegancia de su sabor es comparable con pocas cosas. Llamada croqueta porque así lo describía en la carta, a ciegas no la hubiéramos definido nunca como tal.
Prosigue la cavalgata con uno de los platos que más sabrosos nos parecieron, seguramente por sus ingredientes y su perfume: Ravioli de foei con espuma de trufa y aceite de café. Suelo escoger platos a la carta por sus nombres, por el gancho de sus ingredientes y este hubiera sido uno de aquellos que, al verlo hubiera escogido seguro.
Ravioli de foie con espuma de trufa y aceite de café
Ravioli de foei y espuma de trufa y aceite de café
Es muy difícil describir este plato: tres  poderosos sabores mezclados en una proporción equilibrada: siendo todos tan fuertes no se anulaban entre ellos, logrando una mixtura de todos ellos  con cada cucharada. Un plato elegante, perfecto, único. Merecedor de cualquier paladar que se precie. Impresionante.
Cambio de tercio en el vino: pasamos al tinto. Un Syrah, una uva recia y profunda, en este caso un Tinto campo de Borja. Solo 10: redondo y con cuerpo, gran vino!
Solo 10
Solo 10 Syrah
Con el cambio de vino llega uno de sus platos más famosos: calamares a la romana de huevos fritos con morcilla de cebolla. Su aspecto: unos calamares a la romana, bien hechos y crujientes, redondos, con buen rebozado y del día. La realidad: unos huevos fritos, en su punto.
Calamares a la romana de huevos fritos con morcilla de cebolla
Calamares a la romana de huevo frito con morcilla de cebolla
Acompañados de morcilla de cebolla desmenuzada y unas patatas,  al clavar el tenedor, no encuentras el esperado calamar, sino que se vierte la yema del huevo mezclándose con el resto de ingredientes.
Calamar de huevo frito detalle
Para hacer este magnífico “huevo frito” la técnica es sencilla: usan la congelación y así pueden manipular. Algo muy simple, pero seguramente esta simpleza realza su singularidad, pues además de la inusual forma de servir unos huevos fritos, la fritura era perfecta y estaba, nunca mejor dicho, de mojar pan!.
Continúa el festín con el plato de carne que incluía el menú. Un mar y montaña, gran combinación que resultaba un placer más: Mini Hamburguesa, Butifarra de Perol y Vieira. ¿Cuál de los tres eliminaría?: ninguno.
Mini hamburguesa, butifarra de perol y vieira
Mar y montaña- Mini hamburguesa, butifarra de perol y vieiras
Un trío de ases, para ganar cualquier partida, una cocción perfecta, el punto idóneo para saborearlo. El último bocado que cierra el menú de los platos principales. De todos los descritos, es muy difícil hacer alguna recomendación. A estas alturas del combate, en las que estás a punto del K.O. te rindes  a los postres para besar la lona.
Un cóctel a modo de postre, servido en la copa para tal fin es el primero de los dos que están incluídos en el menú.
Caipiriña
Caipiriña 1
Servido en la copa para tal fin, un coctel helado, muy refrescante. Ácido, pero no en exceso y la cachaça notable (entiendo que lo era, porque sinceramente, no tengo paladar para los destilados, pero es el ingrediente original del cóctel nacional brasileño). Pero lo más divertido del postre es que tal y como es servido no debe tomarse: primero hay que mezclar las dos partes: el alcohol con el hielo y, por el color, el azúcar moreno por un lado y la lima entre una mouse helada y una crema fría. Dos, tres vueltas máximo para luego comerla a cucharadas. Buenísimo, era perfecto aligerar, si se puede decir así, la comida.
Y la guinda final, el último postre. Una vez más un clásico, como los “huevos fritos”, la “hamburguesa” o las “patatas con alioli”: una torrija, un postre muy nuestro.
Torrija de Santa Teresa con helado de yogur y crema de limón
Torrija de Santa Teresa con helado de yogur y crema de limon
No iba sola: un helado de yogur suavísimo y la crema de limón le daban frescor. Nada pesada, dulce y acorde a su acompañamiento, consiguió redondear el festín que desde Manairó nos ofrecieron.
En resumen, un puzzle extraordinario de piezas que van encajando para configurar un menú degustación que deja huella por la calidad del producto, por la originalidad, por el buen maridaje y por el servicio, en todo momento atento a cualquier gesto de los clientes.  No se puede dejar ninguna pieza fuera, quedaría incompleto. Cada uno tiene su papel, su sitio y allí están para poco a poco ir construyendo la obra final.
Manairó, un lugar para disfrutar de la gastronomía, imprescindible en cualquier agenda de Barcelona.
estructura acompañamiento cafe

Más Tapas!!: 7ª edición “de tapas por Barcelona”

Si no pudistéis ir a la celebración de la semana pasada a la II Fira de la Tapa San Miguel Tast BCN, no os preocupéis: desde el pasado miércoles y hasta el día 20 de Octubre se celebra en Barcelona la séptima edición de la ruta gastronómica “De tapes per Barcelona”. La primera edición se celebró en Mayo de 2010, con 40 establecimientos participantes y desde entonces se ha ido repitiendo periódicamente hasta llegar a la séptima y esperemos que no última edición.

Sigue con el precio único de 2.40 Euros la cerveza (quinto o caña) y una tapa y en esta participan ya 77 restaurantes que nos ofrecen su creatividad para que podamos elegir cuál nos gusta con nuestros votos, bien con los boletines que encontraremos en los propios establecimientos participantes o bien a través de la página de  Gastronosfera en Facebook. Desde Gastronosfera también nos ofrecen una aplicación gratuita para llevar encima de forma virtual toda la información: locales, tapas, fotos, mapa. Gracias a Gastronosfera por facilitarnos así “la faena”

Así que ya sabéis, lo bueno en este caso es que tenemos muchos más días para disfrutar de ellas y así podremos probar más!!

Podéis tener más información en la web de Gastronosfera. También podéis descargaros el mapa en pdf y hacer todas la anotaciones que consideréis oportunas, donde nos indica los locales y las tapas que ofrece cada uno.

Y no olvidéis que al final de la edición se sortea una cena para dos personas entre todos los participantes.

Apa, a ir de tapas!!